ciberseguro para abogados

El ciberseguro en despachos jurídicos, ¿aconsejable o necesario?

En una sociedad hiperconectada necesitamos estar protegidos, de ahí que la ciberseguridad sea un término cada vez más escuchado. Los datos son la nueva moneda de cambio y debemos ser conscientes de sus ventajas y también de sus riesgos.

Más aún si tenemos una empresa que gestione datos personales, como puede ser un despacho jurídico. Y es que aunque parezca que los ciberataques sucedan más habitualmente a grandes empresas, nada más lejos de la realidad. Veamos por qué.

Las cifras de ataques informáticos que asustan a cualquiera

“7 de cada 10 ciberataques van dirigidos a Pymes”

y aún es más, está demostrado que

“El 60% de las pymes que sufren un ciberataque desaparece seis meses después”

Con estos datos es más que importante estar al tanto de a qué nos estamos enfrentando. Porque hoy en día un ciberataque puede traducirse en pérdidas de hasta 50.000 euros por PYME de media,  según datos de INESE. Por ello, es fundamental tener prevista una cobertura que nos pueda garantizar ante situaciones de este tipo, como un ciberseguro.

Concretamente si nos centramos en el ejemplo de despachos de abogados que hemos indicado, tenemos experiencias de ataques previos importantes. Por ejemplo esta noticia que recogía Cinco Días, “El despacho Araoz & Rueda sufre un ciberataque”. Y es que tal y como se indica en el artículo, las firmas de abogados son cada vez más vulnerables a este tipo de ataques y además en los últimos años han sido numerosos los casos de bufetes afectados”.

¿Qué puedo hacer para proteger mi despacho de un ciberataque?

Lo primero y fundamental es conocer qué normativa nos afecta. El principal es el Reglamento de Protección de Datos cuyo fin es protegernos y dar respuesta a nivel jurídico por el uso de los datos personales que tienen las empresas (big data) y los problemas que puedan surgir a causa de ello. 

Lo segundo, sería hacer una buena labor de prevención. Mediante un plan de continuidad de negocio y de respuesta ante incidentes, puedes valorar en qué estado de protección se encuentra mi empresa y mis datos y los de mis clientes, y qué puedo mejorar para minimizar los riesgos existentes a día de hoy.

En un despacho jurídico se maneja mucha cantidad de información y datos muy sensibles. Un ciberataque puede ser fatal, y significar la paralización del trabajo y la pérdida de clientes de manera masiva.

Por última, en la última capa de protección, se encuentra el disponer de  un seguro especializado en ataques cibernéticos o ciberseguro ayudará a poder solventar todas las consecuencias derivadas de ellos.

Beneficios de un ciberseguro

Como empresa, un despacho de abogados o profesiones similares para poder dar servicio, trabaja con los datos de forma directa. Paralizar nuestra actividad no pudiendo dar servicio a nuestros clientes a causa de un ciberataque supone un problema muy importante. Por ello debemos valorar los beneficios que puede suponer el contratar un ciberseguro. Con él podremos disfrutar de:

1. Orientación de cara a los pasos a dar en el momento de sufrir un ciberataque

Puede ser que este tipo de ataques sea algo anecdótico y se quede en un susto simplemente. Pero desde luego poder contrastarlo contar con un  teléfono a través del que contactar con expertos, supone una garantía y tranquilidad importante. El tener acceso a profesionales especializados que nos ayuden a minimizar las consecuencias y gestionar el incidente ante terceros (despachos jurídicos, de comunicación…) será clave para solucionar el ataque.

2. Ayuda para recuperar los datos perdidos y cubrir indemnizaciones por paralización de actividad.

Los seguros de responsabilidad civil que protegen las actividades profesionales excluyen cuestiones que se deriven de temas informáticos. Esto significa que si por un ciberataque no podemos acceder a los documentos y no podemos presentar impuestos de un cliente o poner una reclamación en plazo, la aseguradora podría excluir el siniestro, y no pagarnos la indemnización. En cambio, un buen ciberseguro sí va a atender este tipo de reclamaciones. Para prevenir este tipo de situaciones es recomendable poder trabajar en un plan de continuidad de negocio y gestión de incidentes, ya que la prevención es fundamental ante estas cuestiones.

Con un ciberseguro también podemos tener la cobertura de reembolso por extorsión en ataques tipo ransomware. Estos ataques cifran los datos de tu ordenador y los dejan inservibles. Por lo general este tipo de ataque suele conllevar la petición de un pago para volverlos a hacerlos accesibles o eliminarlos, con todo lo que esto conlleva. Este tipo de ataques son de los más temibles y muchas empresas como Telefónica o la Cadena Ser se han visto expuestas. Tener una cobertura con un ciberseguro ante este tipo de situaciones, desde luego, no tiene precio.

Además con un ciberseguro contratado para nuestro despacho jurídico tendremos claras y garantizadas las gestiones que exige la Agencia de Protección de Datos de notificar a los afectados ante estas situaciones.

Lo que queda claro es que si en nuestra empresa o despacho manejamos datos sensibles, prevenir un ciberataque no es suficiente. Debemos tener cubierto cualquier incidente y por ello, desde Moné Seguros te ayudamos a resolver todas tus dudas y te orientamos en cuál es el mejor seguro para ti.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *